Tuesday, 4 November 2008

Lista de deseos navideños

Nos hemos puesto de acuerdo con la familia que estas navidades haremos un sorteo quién regala a quien. Cada uno hará una lista de las cosas que desea recibir esta navidad y a quien le toca a buscar un regalo para esta persona, sin que ella sepa, puede elegir una cosa de esta lista. También puede decidir por su cuenta pero es más fácil y útil regalar algo que la persona en cuestión quiere o necesita de verdad. Así evitamos regalos inútiles y reducimos los gastos. A mi me parece genial. Ya tengo la lista hecha. :)

Pero también para mi quiero un abrigo medio largo que ya me compraré yo misma. Tengo varias chaquetas pero son deportivas o demasiado ligeras para invierno. Me gusta, por ejemplo, uno de estos abrigos, son de Promod y de Pimkie. Es una pena que Zara y Mango no tengan una página web con un catálogo dónde se puede ver las prendas bien por todos lados y con descripción y no como en una revista de moda.

4 comments:

andrea!!! said...

hay estan muy lindos los abrigos, yo tengo 1 igual al primero con botones de lado pero es de ANDRE BADI es bien calientito ya pienso sacarlo en estos dias

Martikka said...

Me gustan los 3, aunque si he de elegir quizás estaría entre el 1 o el 2. Yo tenía uno parecido al 2 pero hace unos 2 años lo regalé a una chica ecuatoriana que conocí y acababa de llegar a España y no sabía qué aquí hacía frío y no había traído abrigo. Le dí ropa y entre ella ese abrigo que pensé que ya no estaba de moda. Tonta de mí!

Durazno chapeado said...

Sí, a mi también me gusta el No.1!
Tengo un abrigo que todavía traje de Rusia y otro de piel que compré aquí, pero ahora busco algo hasta más caliente para irme de visita con mis papás en enero...

Costarossa said...

A mi me gusta más el segundo pero prefiero uno negro y este abrigo sólo viene en color gris. Ya veré. Pineso ir a probar en las tiendas y a ver lo que tienen otras tiendas porque no lo he podido mirar por internet. El problema es que nunca puedo ir de compras para muchas horas. Me canso y ya no tengo ganas de nada. En cambio, si lo miro por internet y tengo la idea, es más fácil. Lo hago siempre cuando pueda, incluso con compras de comida.